La formación nipona sumó su tercer doblete de la jornada en la sesión de clasificación. Sin necesidad de apurar sus pilotos al límite debido al nuevo formato en el que los seis vehículos más rápidos de la Clasificación acceden a la definitiva y novedosa Hyperpole, Kamui Kobayashi posicionó en lo más alto de la tabla por vez primera en la presente edición de las 24 Horas de Le Mans al Toyota #7. La calma en LMP1, categoría en la que compiten cinco prototipos, contrasta drásticamente con las batallas por asegurar el pase en LMP2, GTE Pro y GTE Am.

Las hostilidades en el Circuito de La Sarthe continúan a un ritmo frenético. El comprimido programa de la octogésima octava entrega de las 24 Horas de Le Mans ni siquiera permite respirar a los equipos, que contaron con tan solo quince minutos de descanso entre la segunda sesión de entrenamientos libres y la clasificatoria, esta última estrenando un formato en el que los seis vehículos más rápidos de cada categoría acceden a la Hyperpole que se disputará mañana a las 11:30 CEST.

Toyota patentó su rotunda superioridad en un fin de semana en el que los TS050 Hybrid rodarán libres de los lastres de éxito que sí entraron en escena en las pruebas previas del Campeonato del Mundo de Resistencia. El hecho de que participen cinco prototipos en LMP1 facilitó la tarde a los equipos, con el pase garantizado a la tanda decisiva. No obstante, los pilotos de la firma japonesa aprovecharon para conocer los límites de la pista con el nuevo morro de su coche, estableciendo Kamui Kobayashi un 3:17.089 que nadie logró superar. Su compañero de equipo Kazuki Nakajima fue el más próximo al registro de referencia, cediendo 0.247”.

En Rebellion Racing solventaron los problemas del R13-Gibson #1, logrando salir a pista después de perderse los Libres 2 y posicionándose en el tercer lugar a 4.509” del Toyota líder. En Bykolles Racing acortaron distancias con sus competidores en la clase reina, situando Tom Dillmann al ENSO CLM P1/01 en P4 dos décimas por delante del Rebellion #3 conducido por Louis Delétraz.

En LMP2 el Racing Team Nederland sigue abonado a los puestos altos de la tabla, marcando la pauta el holandés Nick de Vries con una ventaja de cuatro décimas sobre su más inmediato oponente, Williams Stevens en el Jackie Chan DC Racing #37. Monopolio de los chasis Oreca 07-Gibson, que se adjudicaron las plazas para la Hyperpole con Paul di Resta (United Autosports #22), Jean-Éric Vegne (G-Drive Racing #26), Alex Brundle (United Autosports #32) y el piloto Junior de Toyota Kenta Yamashita (High Class Racing #33).

En GTE Pro, los Aston Martin dominaron con un doblete encabezado por Richard Westbrook en el Vantage AMR #95, endosando 0.059” a la unidad #97 que dirigió en su vuelta rápida Harry Tincknell. El Ferrari #51 en manos de Alessandro Pier Guidi obtuvo el billete a la Hyperpole en su último intento, escalando a P3 y precediendo al también Ferrari #71 con Davide Rigon al volante. Los Porsche oficiales se hicieron con los dos puestos siguientes.

Por lo que respecta a GTE Am, Augusto Farfus ubicó a otro Aston Martin al frente de la clasificación. El tripulante del equipo #98 finalizó por delante de la también montura británica de TF Sport. Los Porsche de Gulf Racing, el #77 de Dempsey-Proton Racing y el #56 de Team Project 1, además del Ferrari de Luzich Racing, forman el grupo que mañana se batirá el cobre por las seis primeras plazas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .